Mujer, joven, emprendedora… Inditex ficha a María Fanjul para su negocio online

Maria-Fanjul1

María Fanjul, ex CEO de Entradas.com

El gigante de la distribución, INDITEX ficha a la consejera delegada de Entradas.com, de 31 años, María Fanjul.

El gigante español de la distribución ha cerrado la contratación de la consejera delegada de Entradas.com, María Fanjul, para dirigir su negocio online en todo el mundo, un área clave para la estrategia de internacionalización del propietario de Zara.

Fanjul, de 31 años, es una de las emprendedoras españolas mejor valoradas del sector internacional de Internet. Con su contratación, Inditex centralizará la dirección de su negocio online en todos los mercados, hasta ahora gestionado desde las distintas marcas del grupo. En su posición, en un cargo de nueva creación, desde el que reportará directamente al presidente ejecutivo de Inditex, Pablo Isla, Fanjul liderará el impulso de la división online, que cada vez tiene mayor peso en el negocio de la moda.

Ventas de Inditex

Según los analistas del sector, las ventas online del grupo pueden ser uno de los motores de crecimiento de la compañía en los próximos años. Inditex no ofrece cifras detalladas de su negocio online, pero el mercado estima que en un plazo de dos a tres años las ventas a través de Internet podrían superar los 1.000 millones de euros.

Rompe además su tradicional política basada en la promoción interna, que llevada al extremo quita sabia nueva a las empresas. Pero también ofrece varios interrogantes. ¿Es esta joven española la mejor candidata para uno de los puestos más deseados del mundo corporativo? ¿Se amoldará su espíritu emprendedor a la gigantesca maquinaria del grupo gallego? ¿Influye en algo que sea mujer?

Acerca de Inditex

Inditex es el mayor grupo de moda del mundo por ventas -cerca de 17.000 millones de euros en 2003- y tiene capacidad para atraer al mejor talento mundial. Su fama de gran lugar para formarse ha convertido a la localidad gallega de Arteixo en la meca de quienes quieren hacer carrera en el mundo de la distribución. Pasar por Inditex es un activo en cualquier currículum. Así que para la compañía no hubiera resultado difícil contratar a expertos de Sillicon Valley para este cargo -eso sí, dispuestos a moverse a La Coruña-.

«Es un puesto que mucha gente hubiera aceptado. Pocos hubieran dicho que no a dirigir el negocio online de Zara», asegura un directivo tecnológico. El perfil de Fanjul, forjado en StepOne, una firma que ayuda a las pymes españolas a estar en contacto con empresas de Sillicon Valley, y en Entradas.com, parecen haber convencido a los jefes de Inditex de sus potencial en el grupo.

Mujer

El hecho de que sea mujer no debería desentonar en un grupo que tenía al cierre de su último ejercicio 112.000 empleados, de los que el 78% son mujeres. La presencia no es tan abrumadora en los puestos directivos ni en el consejo, donde Inditex cuenta con dos mujeres consejeras -Irene Miller, independiente, y Flora Peña, esposa de Amancio Ortega, fundador de la compañía-. Esta cifra supone un 22% de mujeres consejeras, por encima de la media del Ibex-35.

La presencia de Fanjul vendrá bien para animar la presencia de mujeres en el cuerpo directivo. Según la última memoria del grupo, de los 21 puestos ejecutivos de confianza de Pablo Isla, solo cuatro eran mujeres: Lorena Alba, Logistica; Begoña López-Cano, Recursos Humanos; Eva Cárdenas, Zara Home; y Carmen Sevillano, Oysho.

Emprendedora

Pero la mayor duda es si Fanjul se adaptará a una empresa gigantesca como es Inditex y si su forma de trabajar encajará con los procesos y la burocracia de una gran empresa.

En los últimos años, los cazatelentos han empezado a robar ejecutivos a Inditex -hay ex Zaras en Marks and Spencer, Mango y Sprit, entre otros grupos-. Aseguran que una de las razones por las que todo el mundo quiere tener a un ex Inditex en su empresa es por la capacidad emprendedora que tienen sus empleados. El grupo da libertad a su gente para que tome decisiones desde casi el primer día y consiguen generar una cultura similar a la que tendría un emprendedor en una empresa más pequeña. Esto da velocidad en la toma de decisiones -hay menor burocracia y jerarquía que en otros grupos-, y fomenta la creatividad y el riesgo en los proyectos.

En este ambiente es posible que la llegada de Fanjul tampoco sea una ruptura total de moldes, aunque lo que Inditex espera de ella es mucho. No sólo que aporte una visión global y tecnológica al grupo. También que llegue con una nueva forma de pensar que cambie la forma en que ahora trabaja Inditex en el mundo online.

Fanjul deberá pasar el test del mercado hoy y ver como los analistas del sector reciben su nombramiento.

Comunicación

El único punto en el que Fanjul e Inditex no parecen estar alineados de momento es en la estrategia de comunicación. Mientras Inditex es una empresa bastante opaca, cuyo fundador y ex presidente -Amancio Ortega- nunca ha dado una entrevista, Fanjul es una persona muy mediática.

Dentro de Inditex, la directiva, asidua en foros de emprendedores y de tecnología, participante en Davos y abierta a cualquier tipo de entrevista, tendrá que medir sus palabras si quiere seguir la política del grupo, donde no se conoce a ningún directivo, excepto al presidente. Y será una pena.

Vía: Expansion.com