Claves para lograr el equilibrio emocional

emociones-4

La vida está llena de altibajos emocionales. En un momento te sientes eufórica, llena de vitalidad, con ganas de hacer de todo, y al minuto, sin que haya ocurrido nada, caes en el desánimo y la desilusión te embarga. Ese desajuste de sentimientos que vienen y se van, ese descontrol de estar en lo más alto para caer sin remedio, es el motivo de algunos de los trastornos emocionales que más nos afectan.

A continuación se presentan algunas claves para hallar el equilibrio emocional que se necesita para crecer:

Conoce y reconoce tus emociones

Muchas veces los problemas pueden embargarte y el sentimiento de tristeza ansiedad o preocupación se apodera de ti, no piensas en nada más, solo vives esa tristeza y aunque quisieras salir de ella, ese estado de ánimo te incapacita de seguir adelante. ¿Cómo lograr un equilibrio emocional en esas situaciones? Es difícil pero no imposible, la solución parte de ti misma, de conocer y reconocer tus emociones. Identificar si lo que se está sintiendo es depresión, preocupación, ansiedad, miedo u otro tipo de sensaciones para luego hallar la mejor forma de manejarlo. ¿Cómo identifico mis emociones?

Algunos se toman un tiempo de reflexión o exploración a su interior, otros acuden a técnicas como la meditación, o incluso otras personas acuden a una terapia psicológica, todo para identificar la causa que te impide avanzar. Cualquiera de estas técnicas nos proporcionará los recursos precisos para cambiar.

Manejo emocional

  1. Evitar actitudes negativas: Una vez que hayas identificado la causa la emoción que está afectando tu vida, debes ser consciente de que tú eres la única persona que puede ayudarse a sí misma a superar esos tropiezos. Depende de ti alcanzar la paz y la felicidad. ¿Cómo lograrlo? Evitando actitudes negativas, ahora que las conoces, sabes cuándo reaccionas con odio, culpa, cuando sientes vergüenza, rabia; entonces evita las circunstancias que te provocan estos estados de ánimo, y cuando no puedas evitarlo muérdete la lengua si sientes que vas a gritar o decir una grosería que puede afectar al otro, pues sabes que esto también te afecta a ti.
  2. Sonreír: Aunque no te sientas feliz para sonreír, de todas formas sonríe, esto te dará mayor seguridad y verás que de pronto la falsa sonrisa se hace verdadera y te sentirás mejor.
  3. Rodéate de personas que te quieren: Ayuda mucho a salir de problema o manejar tu emociones cuando te rodeas de personas que te quieren, te sientes con más fuerza para salir adelante, te retroalimentas de ese amor y afecto de los demás y eso es muy positivo. Entonces no te apartes de tu circulo social, de tu familia hallando como pretexto tu tristeza o tus emociones aférrate más a ellos que saben lo que vales.
  4. Apóyate en actividades: Busca apoyo en alguna actividad donde te proyectes y facilites el despliegue de tus emociones, por ejemplo el fútbol, teatro y otros pasatiempos.

Encontrar equilibrio emocional entre una y otra emoción no es tarea fácil, pero si muy imprescindible, tiene que ver con el amor propio y la decisión de que puedes ser una mejor persona.

Vía: Eldiariofemenino.com